Feministas nicaragüenses repudian deportación de Ana Quirós

INTERNACIONAL
DERECHOS HUMANOS
   Defensora sale del país en medio de fuerte dispositivo de seguridad
Feministas nicaragüenses repudian deportación de Ana Quirós
CIMACFoto: Nelson Rodríguez
Por: Nelson Rodríguez, corresponsal
Cimacnoticias | Managua, Nic .- 29/11/2018

Defensoras de Derechos Humanos e integrantes de diversas organizaciones feministas en Nicaragua, condenaron la deportación de la defensora Ana Quirós, realizada por el gobierno el pasado lunes 26 de noviembre, en medio  de un fuerte dispositivo de seguridad.

Quirós de 62 años de edad, es originaria de Costa Rica, pero por 40 años vivió en Nicaragua, en donde fundó junto a otras colegas, el Centro de Información, Asesoría y Servicios de Salud (CISAS) y también es integrante del Movimiento Autónomo de Mujeres (MAM) además de contar con una larga experiencia en la defensa de los Derechos Humanos de las mujeres y la comunidad de Lesbianas, Gay, Bisexuales y Trans en este país. Adquirió la nacionalidad nicaragüense en 1997 y desde entonces se ha destacado por su trabajo en la defensa de los Derechos Humanos de las mujeres nicaragüenses.

Horas antes de ser citada por la Dirección de Migración, en conferencia de prensa junto a otras activistas dijo que su voz no se callaría.

“No es un papel lo que me da la nacionalidad, y no es un papel lo que me van a quitar si fuera el caso, yo he estado siempre comprometida con Nicaragua, desde la primera vez que vine a los 15 años. Vine a establecerme aquí para compartir alegrías y dolores, yo escogí ser nicaragüense y me siento con todo el derecho de exigir respeto a mi derechos y a los derechos de las y los hermanos nicaragüenses”, dijo Quirós.

Reiteró su anhelo por tener una Nicaragua mejor, donde todas y todos quepan, donde nadie se sienta por encima de nadie, y agregó que  por eso se ha manifestado alzando su voz, luchando por lograr tener un país donde se respeten los Derechos Humanos en condiciones de equidad e igualdad.

La presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), Vilma Núñez de Escorcia, condenó la agresión del gobierno en contra de la defensora, y señaló que se violentaron una serie de normas constitucionales referidas a los procesos de deportación cuando se trata de una ciudadana que adquirió la nacionalidad nicaragüense.

Núñez de Escorcia dijo que el gobierno ha desatado una serie de ataques en contra del movimiento amplio de mujeres y feministas, por haber alzado sus voces para denunciar las violaciones a los Derechos Humanos en el país, a raíz de las protestas antigubernamentales que han dejado más de 500 muertos, de las cuales 18 eran mujeres, además de otras 55 víctimas de feminicidio en lo que va del año.

Toda persona tiene derecho a la defensa y el gobierno ni siquiera permitió que Ana Quirós se defendiera de las acusaciones, y con la primera cita ante la oficina de Migración fue detenida, esposada como delincuente, trasladada a las celdas de “El Chipote” donde tienen detenidos a los presos políticos que aún no han sido judicializados y luego fue deportada en caravana policial, humillada y maltratada verbalmente, denunció el Cenidh.

La abogada Wendy Flores, dijo que existen 6 causales por las cuales una persona puede perder la nacionalidad en Nicaragua y que ninguna de estas se podía haber aplicado a la defensora Ana Quirós.

De acuerdo al artículo 64 de la Ley de Migración y Extranjería, la  “Pérdida de la Nacionalidad Adquirida por Nacionalización: se perderá en  los casos que a la persona se le demuestre incumplimiento de lo siguiente: adquirir otra nacionalidad, renunciar a la nacionalidad nicaragüense, el uso indistinto de su nacionalidad de origen y de la nacionalidad adquirida para salir e ingresar al territorio nacional, cuando el trámite para obtener la nacionalidad haya sido de forma fraudulenta, cuando se niegue a defender a la patria al solicitárselo  y cuando fuere condenado por Actos de Traición por virtud de sentencia ejecutoriada”.

Su compañera de lucha, la integrante del MAM, Juanita Jiménez, dijo que esto no las intimida y continuarán denunciando los abusos del gobierno y reclamando justicia y democracia en el país.

Jiménez dijo que esto forma parte de las acciones represivas del gobierno en contra de las feministas nicaragüenses, sin embargo agregó que van a continuar alzando sus voces en contra de la violencia hacia las mujeres frente a un gobierno dictatorial.

 La directora de la organización Amnistía Internacional para las Américas, Erika Guevara, también se pronunció y condenó la deportación de Ana Quirós, al tiempo que exigió al gobierno de Daniel Ortega que le permita a la defensora regresar a su hogar.

Ninguna autoridad del gobierno brindó explicaciones o declaraciones sobre el caso de Ana Quirós, al contrario, las autoridades citaron a dos ciudadanas españolas y una suiza, colaboradoras del Colectivo de Mujeres de Matagalpa, al norte de Managua, a quienes les quitaron sus cédulas de residencia permanente que tenían y que habían renovado ya luego de vivir 22 años en Nicaragua.

18/NR/LGL