Convencimos a embarazadas de ir al hospital, pero las maltratan

Mortalidad Materna
   Denuncia Hermelinda Tiburcio, presidenta de Kinal Guerrero
Convencimos a embarazadas de ir al hospital, pero las maltratan
Por: Sandra Torres Pastrana/enviada
CIMAC | San Cristóbal, Chias..- 24/02/2009

El Gobierno de Guerrero y la gente que representa a su institución de Salud de la entidad no conoce la gran demanda por muerte materna, no hay interés real y ejemplo claro es la ausencia del Secretario de Salud del estado a la reunión que tuvo lugar recientemente en Chiapas sobre el tema.

Así lo denuncia Hermelinda Tiburcio Cayetano, presidenta de Kinal Guerrero, organización que está trabajando contra la muerte materna de zonas indígenas, principalmente con mujeres mixtecas, amuzgas y tlapanecas, luego de asistir a la Segunda reunión técnica de promoción de la salud: Chiapas, Guerrero, Oaxaca, realizada en San Cristóbal de las Casas, los días 12 y 13 de este mes, convocada por la Secretaría de Salud y los Institutos de Salud estatales.

Solo tratan de cumplir la Meta del Milenio (Objetivo de Desarrollo del Milenio, de las Naciones Unidas para abatir la muerte materna) y la vida de una mujer vale más que las estadísticas, afirma.

Para Tiburcio, el reclamo que hoy se hace a las autoridades de la Secretaria de Salud (SS) y el Instituto de Salud de Guerrero, por parte de mujeres indígenas embarazadas que asisten a hospitales o centros de salud es que se enfrentan a maltrato por parte de los médicos, las falta de actitud, calidad y calidez en el servicio.

Para Tiburcio, es lamentable que después del trabajo que Kinal ha realizado en las comunidades indígenas desde 2003, con el tema de sensibilización a mujeres embarazadas, a las que se encuentran en edad reproductiva y a los pobladores en general para que acudan a las unidades médicas, hoy después de más de 6 años de lucha y de abatir la resistencia de la gente, acudan y se enfrenten a malos tratos por parte del personal médico.

Antes, asegura Tiburcio el reclamo del Sector Salud era que las mujeres no acudían a recibir atención y hoy nuestro reclamo es la falta de compromiso por parte de los médicas y médicos, "que pareciera solo acuden por un sueldo y carecen de compromiso con la población indígena que acude a los centros de salud".

VIOLENCIA GINECOLÓGICA Y MIEDO AL EJÉRCITO

Durante la reunión en Chiapas, las mujeres de Guerrero, consideraron que sería importante que el tipo de violencia obstétrica que considera la Ley de acceso de las mujeres a una vida libre de violencia del estado Veracruz, se implemente en su estado o en todos, ya que muchas mujeres son sujetas de malos tratos por parte del personal médico antes, durante y después de ser atendidas por parto.

Además manifestaron que hay lugares, como las comunidades de la Montaña de Guerrero donde las mujeres se enfrentan a grandes distancias entre sus casas y un centro de salud equipado, la falta de transporte y otros temas como la militarización de las zonas que les impide acudir a los servicios médicos por el miedo generalizado entre ellas por la presencia de elementos del Ejército.

Para Tiburcio, los avances de estas reuniones son pocos, "podemos decir que en el estado de Guerrero ha bajado los índices por los cobros de partos, porque fue una de las demandas que tuvimos en la primera reunión, pero no así las muertes maternas".

Además, destaca Tiburcio, "nuestro trabajo enfrenta los usos y costumbres debido a que las parteras son las que por generaciones han acompañado a las mujeres embarazadas, ahora pedimos el compromiso de incluir la medicina tradicional y la medicina científica y se puedan concretar la confianza de los pobladores".

Por otro lado, "pedimos y es un compromiso de la SS y el Instituto de Salud Estatal que los centros de salud se equipen de todo lo necesario para la atención, que haya medicamentos, que las doctoras y doctores que den su servicio se encuentren en su unidad, porque luego resulta que el centro de salud esta vacío, esto no va disminuir la muerte materna pero es un avance", concluye.

09/STP/GG