INTERNACIONAL
Aborto
   Debe garantizarse el acceso a anticonceptivos: UNFPA
AL, donde más abortos se realizan en condiciones inseguras
Especial
Por: Guadalupe Cruz Jaimes
Cimacnoticias | México, DF.- 03/01/2013

Garantizar el acceso a una amplia gama de métodos anticonceptivos y una adecuada consejería sobre su uso, evitaría 54 millones de embarazos no deseados en el mundo, lo cual representaría una disminución de 65 por ciento de abortos, sostiene el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA).
 
En el informe “Estado de la Población Mundial: Sí a la opción, no al azar. Planificación de la familia, Derechos Humanos y desarrollo”, el UNFPA asevera que atender la necesidad insatisfecha de anticonceptivos (NIA) reduciría la interrupción de embarazos no deseados de 40 a 14 millones.
 
Este hecho beneficiaría la salud de las mujeres, ya que alrededor de la mitad de los abortos se practican en condiciones inseguras que ponen en riesgo su vida.
 
El 98 por ciento de los abortos inseguros se realizan en países en desarrollo, donde las legislaciones sobre la interrupción del embarazo son restrictivas.
 
El informe refiere que la mayoría de los embarazos no deseados que terminan en aborto son consecuencia de que no se utilicen métodos de control natal o de que éstos fallen, sobre todo cuando se trata de métodos “naturales o tradicionales”, como el coito interrumpido.
 
Según estimaciones del Instituto Guttmacher, señala el documento, en 2012 ocurrieron 80 millones de embarazos no deseados en el mundo, de los cuales cerca de 40 millones terminarán en aborto.
 
Al “subsanar” la NIA, a escala mundial se evitarían 54 millones de embarazos no deseados y también 26 millones de abortos, es decir, habría una disminución de 67.5 por ciento de gestaciones no planeadas y de 65 por ciento de abortos.
 
Por lo anterior, el UNFPA afirma que es importante ofrecer una amplia gama de métodos, proporcionar asesoramiento de “alta calidad” y “acompañamiento” a las usuarias, para que puedan elegir otro método antes de que ocurra un embarazo no deseado.
 
En América Latina (AL) y el Caribe las tasas de aborto han disminuido conforme aumentó a 67 por ciento el uso de métodos anticonceptivos modernos en las mujeres unidas, al pasar de 37 interrupciones del embarazo por cada mil mujeres de entre 15 y 44 años de edad en 1995, a 31 por cada mil en 2008.
 
Sin embargo, el acceso a los métodos ha sido desigual, ya que al interior de cada país las personas pobres y adolescentes afrontan múltiples dificultades para obtenerlos.
 
Esa situación deriva en altas de embarazo no deseado en la región, muchos de los cuales culminan en un aborto, aunque en varios países esta práctica únicamente se permite para salvar la vida de las mujeres.
 
Por ello, casi todos los 4.2 millones de abortos que se realizan en AL y el Caribe cada año son inseguros. De acuerdo con el informe, las tasas de aborto y la proporción de éstos realizados en malas condiciones en la región son las más altas del mundo.
 
Anualmente se registran más de mil defunciones y 500 mil hospitalizaciones de mujeres por abortos inseguros realizados en AL.
 
Según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud, cada año hay 21.6 millones de abortos realizados en malas condiciones. Esa cantidad va en aumento a medida que crece en todo el mundo la cantidad de mujeres en edad reproductiva.
 
12/GCJ/RMB