Niegan interrupción de embarazo a mujer con cáncer

Especial - Caso Paulina
   Piden a CIDH que demande a gobierno nicaragüense medidas cautelares
Niegan interrupción de embarazo a mujer con cáncer
Por: Lisseth Castro
CIMAC | México, DF.- 23/02/2010

Organizaciones de derechos humanos solicitaron a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que exija al gobierno de Nicaragua medidas cautelares urgentes para proteger la vida de Amelia*, una nicaragüense de 27 años de edad que tiene 10 semanas de embarazo y necesita acceder a un aborto terapéutico porque tiene cáncer.

La organización internacional Women’s Link Worldwide informó que ante la prohibición del aborto terapéutico en Nicaragua, es urgente la atención para Amelia, quien requiere del tratamiento de quimioterapia y radioterapia para combatir el cáncer. Amelia permanece en el hospital desde el 29 de enero del presente año

Amelia, quien tiene una hija de 10 años, fue diagnosticada con una posible metástasis en cerebro, pulmón y mama, y a pesar de que los médicos confirmaron que su vida corre peligro porque no recibe atención médica para combatir el cáncer, se le niega la interrupción del embarazo, precisó la organización

De acuerdo con la legislación vigente en Nicaragua, las mujeres y niñas que necesitan un aborto terapéutico para proteger su vida o su salud son condenadas a la pena de muerte, por lo que las organizaciones esperan que en los próximos días la CIDH, se pronuncie para exigir al Estado nicaragüense que aplique las medidas solicitadas que permitan salvar la vida de Amelia.

ANTECEDENTES

Desde 1893 hasta 2006, el aborto terapéutico fue un derecho de las niñas y mujeres en Nicaragua cuando su vida o salud estaban en riesgo, el cual se establecía en el artículo 165; sin embargo, el 26 de octubre de 2006, la Asamblea Legislativa Nacional aprobó la Ley que penaliza esta práctica bajo cualquier circunstancia.

Desde entonces, la muerte materna a causa del aborto inseguro y por causas relacionadas con complicaciones antes y después del embarazo aumentaron notablemente. Tan sólo en 2009, el aborto inseguro era la segunda causa de mortalidad materna, según datos del gobierno

Cifras oficiales indican que dos de cada 10 muertes maternas fueron a causa del aborto inseguro, además de que más del 70 por ciento se da en zonas rurales y en mujeres de entre 20 y 34 años, reveló la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Al respecto, en Ginebra, Suiza, el 8 de febrero de 2010, el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas durante el Examen Periódico Universal, hizo una serie de recomendaciones al Estado nicaragüense, entre ellas, revertir la reforma legal que desde 2006 penalizó el aborto terapéutico aún y en casos de violación e incesto, comunicó la agencia IPS noticias.

Ese mismo día, el Estado aceptó 68 de las recomendaciones que le hizo el Consejo y se comprometió a examinar otras 41 antes de fines de junio de este año, añadió la agencia.

No obstante, cuando el gobierno nicaragüense dio a conocer la situación de su país ante los 47 países que conforman el Consejo, descartó reponer el aborto terapéutico.

Ante ello, la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos pidió a Nicaragua estudiar la posibilidad de establecer excepciones a la prohibición general del aborto en casos terapéuticos y en embarazos derivados de violación o incesto, abunda la agencia.

Entre los organismos internacionales que hicieron observaciones a Nicaragua para que modifique la legislación y proteja los derechos humanos de las niñas y mujeres, están el Comité de Naciones Unidas sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW).

El Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas, Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de Naciones Unidas y el Comité contra la Tortura de Naciones Unidas, así como de Human Rights Watch y Amnistía Internacional.

* El nombre fue modificado para proteger la confidencialidad de la peticionaria, informó Katherine Romero, abogada de Women’s Link Worldwide.

10/LC/LR/LGL